22 episodios

Hablemos de plantas, semillas, técnicas de siembra, repeler plagas y todo aquello relacionado...

El Jardín de Vale Valeria C. González

    • Ocio

Hablemos de plantas, semillas, técnicas de siembra, repeler plagas y todo aquello relacionado...

    ¿Quieres más orquídeas?

    ¿Quieres más orquídeas?

    Hola, muy buenos días. Espero te encuentres muy bien. Quiero comentarte que he comprado un nuevo producto que suena muy prometedor. Es un líquido  hecho a base de hormonas que es orgánico, y sirve para estimular la floración y el desarrollo de keikis en las orquídeas.  (Un keiki no es más que un hijo o una nueva planta que brota a partir de la que ya tienes). Este producto lo compré en eBay,  y se llama keiki pro, puedes visitar su página en la siguiente liga: http://www.keikipro.com/ Debe de estar llegándome la siguiente semana, y como te lo has de imaginar, voy a experimentar con mi otra orquídea para ver qué resultados obtengo de esto. (Claro te voy a estar reportando los avances, para que si resulta algo bueno lo puedas utilizar en casa). He leído maravillas de este líquido. Supuestamente vez resultados muy rápido. Y cuando produces keikis, florean al siguiente año. Lo cual puede resultar muy útil para los productores de orquídeas en todo el mundo, o para los aficionados que simplemente queremos más de estas plantas. Antes de despedirme, aprovecho para comentarte que es muy probable que no escriba este fin de semana. A parte de que tengo el bautizo de mi hermosa sobrina, tengo más de 200 plántulas que trasplantar. (Resulta ser que el polvito mágico me ha dado más de lo que esperaba). Así que voy a andar como loca trabajando en el jardín. Sin embargo, si encuentro alguna novedad, no dudes que voy a compartírtela. ¡Que tengas muy buen fin de semana! Para descargar este artículo haz click aquí.

    Reproducción de orquídeas (polinización).

    Reproducción de orquídeas (polinización).

    Para poder hablar de la reproducción de una orquídea, o cualquier otra planta, primero hay que reconocer cada una de sus partes. Veamos la siguiente foto: IMPORTANTE: Muchas orquídeas no aceptan su propio polen, por esta razón es mejor utilizar el polen de otra orquídea del mismo tipo, por ejemplo dos phalaenopsis. Con un palillo de dientes o tú uña, remueve la capa de antera. Vas a ver que contiene dos bolitas amarillas, (el polen), el cual vamos a insertar en la cavidad del estigma con el palillo de dientes.  Es importante que talles el polen por toda la cavidad para aumentar las probabilidades de polinización, (también lo puedes aplastar para convertirlo en una especie de pasta). Haz click en la siguiente liga para ver un video de la polinización de orquideas: http://www.youtube.com/watch?v=zJ07w5Mw6cU Al paso de un día verás que la cavidad de la orquídea se cerrará por completo, esto significa que haz llevado a cabo exitosamente su reproducción. A las semanas verás que las flores se irán muriendo, esto es normal. Dependiendo del tipo de orquídea que tengas el tiempo que tardará en producir las semillas, esto puede tomar de 1 a 20 meses. Recuerda que hay que seguir cuidando de ella como normalmente lo haces. Riégala una vez a la semana, mantenla en un área donde reciba luz indirecta, donde circule el aire y fertiliza por lo menos 1 vez al mes. Para descargar este artículo haz click aquí.

    Trasplante y mantenimiento a plántulas.

    Trasplante y mantenimiento a plántulas.

    Ya una vez que las plántulas han crecido mucho (5 centímetros), o desarrollaron el segundo par de hojas, es momento de reubicarlas a un espacio más grande.  Antes de empezar ten a la mano agua, macetas desinfectadas, tierra preparada para siembra, lápiz con punta, ligas, abate lenguas, pluma, tijeras, periódico, fertilizante (yo uso Osmocote) y bolsas de plástico de cocina  medianas, (yo uso bol rol). Primero tapa las macetas con un pedazo de periódico para evitar la erosión de la tierra sin impedir el drenaje. Rellena la maceta con la tierra preparada, riégalas, ahora haz un agujero al centro con el lápiz. (NOTA: haz esto en una zona que no tenga corrientes de aire, para prevenir bajas).  Si sembraste tus plántulas en charolas de germinación, aprieta la parte inferior para aflojar la tierra. Retira jalando con mucho cuidado la plántula. Si usaste macetas comunitarias, vacía el contenido sobre un periódico y separa las plántulas con mucho cuidado y un lápiz. Inserta la plántula en el hoyo y cubre con tierra apretándola un poco para que quede bien firme. Coloca una cucharita de Osmocote alrededor de la plántula y riégala. Corta un abate lenguas con las tijeras a la mitad, luego vuelve a cortar las mitades a la mitad. Esto nos dejará 4 marcadores donde escribiremos con pluma qué planta sembramos, porque luego con tantas plantitas ya no vas a saber quién es quién, o qué necesidades hay que cubrir. Toma una bolsa de plástico y corta el extremo sellado. Vamos a utilizarla para proteger a nuestras plantas de ataques de bichos hambrientos, así que la colocamos como un cilindro sobre la maceta, luego la aseguramos con una liga y hacemos un nudo en la parte de arriba. Yo lo hago así para facilitar el riego y la inspección, ya que no es lo mismo quitarle la protección y volverla a colocar cada vez que la quieras dejar respirar, regar, fertilizar o simplemente inspeccionar. Coloca tus plantas en una cochera o lugar tapado, que reciba buena iluminación y de ser posible luz indirecta. Revísalas cada segundo o tercer día, coloca soportes de abate lenguas para las plantas que veas enroscadas o caídas; riega cada vez que la tierra se sienta seca y fertiliza cada cuarto mes si utilizas Osmocote. Para descargar este artículo haz click aquí.

    Polvo mágico…

    Polvo mágico…

    Hace una semana andaba visitando una de mis tiendas favoritas para artillería pesada de jardinería: “IMAISA”. Me atendió muy amablemente Alberto, siempre tiene un producto nuevo o una buena historia que compartir conmigo. Ahora me recomendó un producto que se llama “BIOGIB”, me decía que este polvo iba a hacer que mis semillas germinaran en una semana. La verdad, no creía que todas fueran a responder tan rápido, pero me reservé mi comentario y decidí darle el beneficio de la duda. ¡Cuál fue mi sorpresa cuando al paso de dos días me topé con 50 plántulas de hasta 5 centímetros! Este polvito mágico contiene ácido giberélico (GA3),  y  materiales inertes. Se utiliza diluyendo 1 miligramo en 1 litro de agua. En esta mezcla remojas las semillas por 20 minutos y luego las siembras. Utiliza el líquido para regar cualquier planta, vas a ver que se reanima bastante. Antes de despedirme les quiero pasar la lista de lo que hago en cada siembra: 1.- Desinfectar charolas de germinación y macetas en agua con cloro. 2.- Ponerle un fondo de periódico a los recipientes. 3.- Prepara medio de siembra (50% turba y 50% perlita o vermiculita). 4.- Llenar los recipientes con la mezcla anterior. 5.- Regar los recipientes. 6.- Remojar semillas en la mezcla del polvo (1 mg polvo 1 lt de agua). 7.- Hacer cavidades en la tierra con la punta de un lápiz (dependiendo del tamaño de la semilla, la profundidad del agujero). 8.- Colocar y tapar semillas. 9.- Regar. 10.-Cubrir con plástico, puede ser una bolsa o plástico de cocina. 11. Colocar al interior de la casa en un espacio obscuro, cálido y húmedo (los baños casi siempre cumplen con estos requisitos). Ahora sí, me despido. Espero que tengan una muy bonita tarde. Mañana les voy a decir cómo doy mantenimiento y trasplanto las plántulas. Espero para el miércoles poder empezar a hablar de la reproducción de las orquídeas. Antes de que se animen a esto, recuerden que las orquídeas florean 2 veces al año, su floración dura 3 meses y cuando las polinizas te quedas sin flores hasta por un año. (Ya que la planta puede tardarse todo este tiempo en producir las semillas). Te hago este comentario, no para desanimarte, sino para que te prepares y mentalices para esto. Lo que puedes hacer también es comprar otra planta para tener flores durante este proceso. Para descargar este artículo haz click aquí.

    La sonsrisa de un Anthurio...

    La sonsrisa de un Anthurio...

    Nada supera el sentimiento de ser recibida por mis anthurios. Estos excelentes anfitriones siempre encuentran la manera de darme la más cordial bienvenida con toda su luz y esplendor. Curiosamente, no los conocí hasta hace un par de años. Desde ahí quedé asombrada por sus bellos brotes que parecen de plástico. Son unas plantas muy interesantes que han ido evolucionando con el tiempo, de ser puro follaje sus hojas se fueron transformando en flores. ¡Qué increíble metamorfosis! ¿No lo crees?  Son originarios de América Latina y hay muchos mitos que se vuelcan sobre ellos. En Colombia se cree que traen prosperidad y alegría a los recién casados, mientras que en los Estados Unidos se le asocia con la hospitalidad, inclusive en Hawái se les ha adoptado como símbolo de la región aún y cuando no es una planta nativa de estas tierras.  Su forma de corazón y disponibilidad en colores rosados y rojos hace que sea la flor perfecta para regalar en el día de San Valentín, por lo que se le relaciona mucho con el amor y la pasión. La verdadera historia registrada de esta especie comienza en Colombia, cuando José J. Triana  envía al botanista francés Edouard F. André unos cuantos especímenes en 1876.  Esta variedad recibió posteriormente la clasificación de “andreanum” en su honor, cabe mencionar que es una de las más populares tanto en mercados de flores como en centros de jardinería. Su nombre científico es Anthurium y proviene de la familia Arum que llega a tener hasta 700 miembros. Dentro de este género  se encuentra su pariente el Alcatraz (Zantedeschia). Trepador y rastrero, nuestro compañero siempre ha sido amante de la luz, pero jamás en exceso. Es por eso que se aconseja sembrarlo debajo de árboles que no tienen hojas tupidas, o colocarlos en ventanas. Requiere de riego medio, (cada tercer día) y fertilización mensual, (preferentemente líquida). Su reproducción es vegetativa, aunque produce semillas. ¿Mencioné que son amantes de la humedad? (pero nunca en sus raíces). Cuando veas que tu nuevo compañero está muy apretado en una maceta, puedes dividirlo para replantarlo y compartirlo con tus seres más queridos. Se me olvidaba decirte algo muy importante. Ellos son muy cotizados porque sus flores duran de 4 a 6 semanas en la planta y pueden llegar a durar hasta 3 semanas cuando las cortas y utilizas para arreglos florales. Para descargar este artículo, da click aquí.

    Cosquillas para que sonrían las orquídeas...

    Cosquillas para que sonrían las orquídeas...

    Creo que llevaba tres años queriendo una orquídea, quizá más. Cada vez que iba al HEB, Costco, o a Home Depot las veía asomarse y guiñarme el ojo, como diciéndome: “Cómprame, me vería divina en tu casa. ¿A poco no?” Y me seguía de largo con mi marido huyendo de la gran tentación, pensando que no iba a gastarme $20.00 USD en una planta. Finalmente llegó el día que ya no pude resistirme y compré una Phalaenopsis  de pétalos blancos con lo que parecieran venas moradas y  columna amarilla. Volviendo a la parte de la compra, venía realizada con mi planta en el carrito, cuando de pronto vi a los anthurios juguetones y felices sentados en una repisa. Decidí que serían una buena influencia para mi nueva amiga, no dudé en traerlos a casa conmigo. Ahora ellos comparten su vivacidad desde las ventanas de mi recibidor, mientras ella los admira desde  una mesita de madera. Sale sobrando  decir que llegando a la casa, lo primero que hice fue buscar artículos disponibles que hablaran acerca del cuidado de las orquídeas y anthurios, así como videos del tema. Después de esta sobredosis de información, quise reunir los datos más importantes para compartirlos contigo, quizás te animes a comprar una de estas variedades. Las orquídeas han estado aquí por mucho tiempo. Llegaron a este planeta antes que nosotros, vivieron para poder contarnos cómo fue la Tierra cuando existían dinosaurios y otras especies ahora extintas. Se adaptaron a todos los continentes y tipos de ecosistemas para llenar nuestro mundo de belleza. Desde que fueron descubiertas,  han sido objeto del deseo de coleccionistas. Su nombre científico es Orchidaceae, se cree que existen 35,000 variedades de esta planta, y nunca perdemos la esperanza de encontrar una nueva. Envuelta en nuestra historia, ha simbolizado distintas cosas para varias civilizaciones. Para los griegos  representaba virilidad, mientras que en la Edad Media se le atribuyeron propiedades afrodisiacas. A partir del siglo 18 fue que surgió el deseo de coleccionarlas. Necesidades de Orchidaceae Phalaenopsis… Las orquídeas son tarabillas, ellas te platican todos los días cómo se sienten y te hacen saber si necesitan algo. Para aprender su lenguaje, basta con prestar un poco de atención a su follaje. Cuando están contentas, sus hojas estarán de un color verde brillante, cuando les falta sol se tornarán obscuras, al recibir demasiada luz se pondrán amarillas. La mejor ubicación para ellas es dentro de casa, detrás de una persiana donde reciban suficiente luz. No son muy sedientas o comelonas, así que con regarlas una vez por semana es más que suficiente, y alimentarlas una vez al mes con una solución alta en nitrógeno las mantendrá sanas, (1 cuchara por galón de agua). Se emocionan mucho con la humedad, así que si quieres alegrarle los días, puedes ponerla sobre un plato con agua y piedras, no permitas que el agua toque sus raíces, podría enfermar y morir. Cuando tire todas sus flores, corta el tallo a la mitad. Cuídala como siempre lo haces, y pronto te sorprenderá con  hermosos brotes. Al paso de un año de tu adquisición, es importante que cambies el medio de crecimiento. Algo que le fascinará es una mezcla con base de corteza de árbol mediana. Descarga este artículo haciendo click aquí.

Top podcasts de Ocio

Otros usuarios también se han suscrito a