8 min

Temporada 2: Episodio 4: Sebastián Vizcaíno La otra historia

    • Historia

El llamado Galeón de Manila hacía dos veces al año la ruta entre las Islas Filipinas y Acapulco, constituyendo uno de los itinerarios comerciales más largos de la Historia. Esta ruta, reflejo del desafío a la puesta del sol en los dominios españoles, era de vital importancia por su peso económico y el valor del intercambio cultural que implicaba. Por ello, se consideró indispensable disponer de puertos seguros en la costa pacífica de Norteamérica que sirvieran de abrigo y descanso a sus tripulaciones y viajeros.
Fue una expedición al mando de Sebastián Vizcaíno la que consiguió realizar una completa cartografía de las costas californianas y permitió levantar asentamientos en apoyo de las naves que procedían de Filipinas. La empresa se retomó a raíz de la preocupación motivada por la creciente presencia inglesa en la zona, cuando se supo que el mismísimo Drake había llegado a poner pie en California, y sobre todo cuando otro pirata británico de nombre Cavendish había atacado, saqueado e incendiado el galeón Santa Ana, procedente precisamente de Manila. Todo esto recordó a los españoles que el Pacífico, llamado “El Lago Español”, podía dejar de serlo.

El llamado Galeón de Manila hacía dos veces al año la ruta entre las Islas Filipinas y Acapulco, constituyendo uno de los itinerarios comerciales más largos de la Historia. Esta ruta, reflejo del desafío a la puesta del sol en los dominios españoles, era de vital importancia por su peso económico y el valor del intercambio cultural que implicaba. Por ello, se consideró indispensable disponer de puertos seguros en la costa pacífica de Norteamérica que sirvieran de abrigo y descanso a sus tripulaciones y viajeros.
Fue una expedición al mando de Sebastián Vizcaíno la que consiguió realizar una completa cartografía de las costas californianas y permitió levantar asentamientos en apoyo de las naves que procedían de Filipinas. La empresa se retomó a raíz de la preocupación motivada por la creciente presencia inglesa en la zona, cuando se supo que el mismísimo Drake había llegado a poner pie en California, y sobre todo cuando otro pirata británico de nombre Cavendish había atacado, saqueado e incendiado el galeón Santa Ana, procedente precisamente de Manila. Todo esto recordó a los españoles que el Pacífico, llamado “El Lago Español”, podía dejar de serlo.

8 min

Top podcasts de Historia