20 episodes

Nos atrevemos a ampliar la mirada sobre nuestras vidas, presente y pasada. A entender lo que fuimos, a reconocer en qué nos hemos construido, como nos relacionamos con los demás, qué rol tenemos en nuestra familia y desde dónde actuamos. Registrar lo que hoy nos hace sentir incómodos y nuestros deseos genuinos. Desplegar nuestros talentos, nuestro ser auténtico.

Podcast sobre Biografia Humana Magda, Montse y Sofía

    • Science

Nos atrevemos a ampliar la mirada sobre nuestras vidas, presente y pasada. A entender lo que fuimos, a reconocer en qué nos hemos construido, como nos relacionamos con los demás, qué rol tenemos en nuestra familia y desde dónde actuamos. Registrar lo que hoy nos hace sentir incómodos y nuestros deseos genuinos. Desplegar nuestros talentos, nuestro ser auténtico.

    Episodio 60 - La sombra y ... fin de ciclo

    Episodio 60 - La sombra y ... fin de ciclo

    Día especial en el que acaba el ciclo de colaboración con el magazine “De ben a prop”. de Radio Barberà. 60 podcasts en los que hemos hablado en profundidad de la metodología de la Biografía Humana. Para cerrar hoy hablaremos de la sombra. La sombra tiene una connotación negativa. Es lo que no se ve bien, lo oculto, lo oscuro, lo que no está en la luz, lo que queda tapado. El primero que habló de la sombra fue Nietzsche, luego Jung le dio la magnitud del arquetipo, que es todo eso nuestro que no queremos ver de nosotros mismos. Luego de Jung a Laura Gutman, lo que ella dice en relación a la sombra es que también hay partes de nosotros que están esperando salir. Que no son partes negativas solo, en general sí que es lo que no queremos ver, nuestro egoísmo, nuestras incapacidades, nuestros miedos, todo eso queda en la sombra porque no nos gusta verlo en luz. Pero luego hay también algunas habilidades innatas que están ahí detrás porque nadie las nombró. Por eso nos gusta mirar esa parte más fresca donde también hay dones ahí detrás, en la sombra. No todo lo que está en la sombra es malo. Hay cosas positivas que conviene sacarlas a la luz. Y cuando están en la luz pierden su efecto. Recordemos el libro de Stevenson “El extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hide. El núcleo de la obra radica en la dualidad del espíritu humano, balanceándose entre los principios del bien y del mal, y conduciendo al protagonista a una doble personalidad, buena de día, mala de noche, mediante los efectos de una pócima. La moraleja de este relato, es que el mal está dentro de nosotros, es un constituyente de nuestro ser, podemos derrotarlo, pero jamás eliminarlo del todo. En la vida hay luz y sombra, yin y yang, noche y día, vivimos en un mundo polar y a la larga podemos traspasar eso, pero de entrada estamos en un mundo dual, en que hay una cosa mas luminosa y otra mas oscura. La sombra está en ese punto. Hay que observar qué cosas tenemos en sombra porque a todos nos gusta estar en el mundo como seres luminosos, nunca mostraremos la parte que todos tenemos de oscuridad, la parte oculta. La que es desagradable. Jung habla de que no nos iluminamos imaginando figuras luminosas sino trayendo nuestra sombra a la luz. Entonces cuando la traemos a la luz tomamos conciencia de nuestro ser de una forma integra y somos completos, cuando aceptamos nuestra parte no tan buena podemos aceptar la no tan buena del otro. Empatizamos con él. Veo algo en mí que no me gusta y lo acepto. La humildad es importante para ver cosas que no me gustan de mí. Ahí hay un tesoro. En general todos tenemos miedo a sentirnos pequeños, poco importantes, vulnerables… esa parte de sombra también es un regalo y una medicina porque podemos generar una persona más completa y abierta al mundo. Porque en el mundo acotado en el que solo tenemos luz, se abre otro con luces y sombras las que yo acepto y he tomado conciencia de ellas y veo como me coloco en determinados lugares y como me duelen determinadas cosas. Ahí se abre un mundo para poder mirar. El trabajo para sacar del pozo estas cosas profundas, es un buen trabajo si la persona quiere, especialmente si antes hemos visto y trabajado nuestra propia sombra. Además, es un trabajo de amorosidad con uno mismo, si me veo con luces y sombras ya no me gusto ni me quiero tanto. A todos nos pasa, igual con las parejas, tenemos tan vista la sombra del otro y no vemos la nuestra y tenemos desencuentros. Traer la sombra es un trabajo ingente y duro, pero amoroso y liberador. Empiezo a aceptarme y amarme en toda mi completitud, es muchísimo más fácil porque estoy entrenando el amor incondicional porque es más fácil amar el otro con sus sombras. No tengo que aceptarlo porque es un cafre, pero puede traer su sombra a la luz y pueda entenderla y trabajarla, desde un lugar de conciencia esa persona va

    • 30 min
    Podcast 59 – Los miedos

    Podcast 59 – Los miedos

    Los miedos son comunes en la infancia desde terrores nocturnos, pesadillas, miedo a ir al colegio, de quedarse solo y nos acompañan en nuestro desarrollo. Algunos miedos se transforman en fobias en los adultos, son más crónicos y no son nada más que miedos desplazados. La mayoría de las cosas que hacemos son por miedo, el miedo nos paraliza. También puede ocurrir que el miedo lo mandemos a la sombra, entonces no desaparece, parecemos seguros, de manera falsa y parece que nos atrevemos a todo, pero no desaparece. Podemos actuar sin miedo, pero aparecerá durante la noche a través de las pesadillas y el sonambulismo En los bebés y los niños los miedos tienen una función fisiológica. Por ejemplo, el reflejo del moro en recién nacidos o respuesta de sobresalto, es normal y deseamos que esté presente porque nos muestra que el bebé tiene un desarrollo normal y empieza con el miedo a caerse. Entonces tiene esa reacción sana de aferrarse a alguien que es un instinto de supervivencia que nos hace reaccionar. Los niños tienen siempre presente el miedo al extraño tanto en el cuarto mes, como en el octavo y también al año, es cuando van cogidos a la falda de mamá. Lo vemos cuando van a un cumpleaños algunos tienen miedo y tardan un tiempo a adaptarse. También si alguien los coge en brazos y no lo conocen, lloran, esto es el desarrollo normal. Son miedos sanos y los papás pueden acompañarlos de una forma normal. Lo mismo con el miedo a la muerte a partir de los 6 años, las pesadillas, los terrores nocturnos, todo eso es la señal de que lo que vivo diurnamente en mi vida diaria y tiene más o menos tensión y hace que ese estrés que siento como niño lo voy asimilando y elaborando por la noche. No se puede evitar que un niño tenga pesadillas, es sano lo que hay que hacer es acompañarlo. Y es importante lo que nombramos los padres, como lo acompañamos, si lo descalificamos diciendo que “eso no existe o eres un miedoso”, o si realmente podemos tomarlo como algo real que siente el niño en ese momento. Pero tampoco significa que va a transformarse en un fóbico. Hay una cronología de los miedos que está estudiada, se sabe cuales son los miedos normales a los que hay que acompañar y los que no lo son tanto. De los 0 a los 2 años los miedos a los ruidos fuertes, los bebés se asustan ante el ruido. También cuando van a caerse y pierden el apoyo. El ruido excesivo los asusta. También el separarse de mamá o de las personas conocidas, tienen miedo a los extraños y miedo a los animales. De 3 a 5 años miedo a separarse de sus padres, suele coincidir con la época de llevarlos a la guardería y las que funcionan bien piden que se quede una persona de referencia para acompañarlos. Miedo oscuridad, a los seres sobrenaturales. Al “coco” al hombre del saco. De los 6 a los 12 años temen a la muerte, a la separación de las personas conocidas y a las enfermedades y al daño físico. De los 13 a los 18 cuando somos adolescente miedo a no ser queridos por los otros, a no ser aceptados, al fracaso. Visto behachísticamente las sensaciones no son buenas ni malas. El miedo tampoco es bueno ni malo, el miedo es. Hay un miedo en las etapas de la vida que son completamente naturales y de supervivencia, y luego otros más patológicos que quedan enquistados y no nos permiten vivir. A los consultantes les explicamos lo de la noche y las necesidades básicas del bebé Genéticamente somos iguales que los niños y bebés del Cromañón, tenían el mismo miedo en su cueva que un niño hoy en día. En nuestra memoria genética hay un miedo a los depredadores, realmente si no tenemos un adulto cerca que nos esté tutelando, la sensación es que nos va a comer cualquier bicho. Eso es así. Entonces la vivencia del niño, no es que estoy entre algodones, en una habitación pintadita de azul, con nubes, a tres metros del cuar

    • 33 min
    Podcast 58 - La importancia del contacto

    Podcast 58 - La importancia del contacto

    Podcast 58 - La importancia del contacto. Con la Biografía Humana nos atrevemos a ampliar la mirada sobre nuestras vidas, presente y pasada. A entender lo que fuimos, a reconocer en qué nos hemos construido, como nos relacionamos con los demás, qué rol tenemos en nuestra familia y desde dónde actuamos. Registrar lo que hoy nos hace sentir incómodos y nuestros deseos genuinos. Desplegar nuestros talentos, nuestro ser auténtico. Por mucho tiempo fuimos lo que hemos podido, ahora es hora de ser lo que queremos!

    • 35 min
    Podcast 57 – Infierno

    Podcast 57 – Infierno

    En este Podcast de hoy vamos a hablar del escenario de Infierno, siendo este el ultimo, después de haber hecho un buen repaso de muchos otros. Y solo por su nombre podemos imaginarnos, que no es un escenario maravilloso. Asi es que si en general no son bonitos nuestros escenarios de infancia, este es uno de los peores. Jordi, dice que este tiene muy mala pinta. En este escenario puede haber de todo; puede haber alcoholismo, drogadicción, violencia, amenazas, abusos, palizas o hablar sin ningún filtro delante del niño. Los adultos encargados de cuidar y proteger a ese niño son los que ejercen la violencia sobre el , siendo absolutamente aterrador para el niño. Este escenario esta dentro del libro de Laura Gutman de que “Nos paso cuando fuimos niños y que hicimos con eso”, que habla sobre la locura materna y lo engloba dentro del Caos de la locura materna, es uno de los escenarios que ella propone. Caos con Refugio, Caos sin Refugio e Infierno. Y lo hace asi, porque en estos escenario de crueldad extrema el niño tiene que crearse una realidad paralela para no quedarse caotizado. Y lo que hay en este escenario de infierno como extra sobre los demás escenarios, es la crueldad. Y cuando decimos crueldad, podemos poner escenas donde los niños son arrastrados hasta el baño para recibir duchas frías. Y lo que pasa ante tanta crueldad ejercida sobre el niño, es que este empieza a dudar de su criterio porque la persona que mas le debería de amar es la que le daña y cuando mama le dice que le quiere aunque al minuto y medio mas tarde le este maltratando, el igualmente se agarra a ese querer y entiende que todo lo que le pasa ( lo que le acontence) no es cierto. Entonces duda de su propio criterio personal siendo esto el inicio del desorden emocional. Y ahí es donde de adulto decide agarrarse a estamentos que tienen verdades absolutas que le amparan y le dan seguridad., siendo carne de cañón para sectas o estamentos que le den orden emocional. Las personas que vienen de este escenario son personas muy ordenadas , muy estructuradas y muy rígidas, porque sienten que si se salen dos milímetros del personaje toda su emocionalidad se derrumba. Los personajes que nos pueden salvar de este escenario pueden ser: La Hoja de Excel, que sera alguien muy cuadriculado, nos dará orden y precisión en cualquier área de nuestra vida y solo nos calmaremos cuando cada cosa este en su lugar y así de esta manera calmarnos nuestra angustia. Pueden ser directores de banco, contables. La mujer de hielo, Aquí Congelamos nuestras emociones, estas personas son muy estructuradas son personas que no entran en conflictos, este congelamiento nos aleja de sentir este dolor infantil, la desventaja es que al no sentirnos nosotros, tampoco podemos sentir a los otros. Otro refugio puede ser una La Torre de Control, alguien que controla todo a su alrededor para que nada se salga de madre, y porque lo hace? Porque ese control le da paz y tranquilidad, este también es un escenario muy probable para este escenario. La Escindida. Que la representamos como una cabeza cortada del cuerpo. Es el recurso que necesitamos que es cortar con la emocionalidad, porque de cara hacia afuera somos personas productivas pero adentro, pulsa el infierno. Otro personaje que nos puede salvar del horror es El Tren Bala, este mecanismo lo que nos da es la creencia de que la velocidad nos va a alejar de este desamor de nuestra infancia, este personaje nos da grandes beneficios, en términos laborales pero su dificultad será la quietud, el silencio, y una manera suya de sacar todo ese fuego interior puede ser esas personas que van a entrenar como una adición. Aquí, el pulso es la huida. Haría la pregunta de porque seguimos amando a nuestra madre cuando venimos de estos escenarios de crueldad y violencia? Porque esto nunca fue nombrado, nunca fue nombrado de que mama e

    • 35 min
    Podcast 56 – Fiestas en Familia

    Podcast 56 – Fiestas en Familia

    En este Podcast vamos a abordar las fiestas en familia. Es curioso que solemos discursar que las fiestas son para los niños, pero en realidad a veces parecen más fiestas de adultos para adultos, donde después incluimos a los niños y van un poco de remolque sin entender muy bien todo lo que está pasando, no solamente a nivel de comidas, regalos y rituales, pero de todo lo emocional que pasa entre los familiares. Suelen ser momentos de mucha alegría y calidez, pero también de mucho estrés y conflicto. En el grupo de crianza consciente de Sofia, es uno de los temas que genera preocupaciones entre las familias: la cantidad y la cualidad de los regalos, la tendencia al consumo exagerado que tenemos, la comidas no aptas para niños, la distribución de los días festivos por familias de ambas partes, en fin toda la logística, que es más racional; pero que luego se inunda con los más profundo de cada uno, con el mundo emocional y la relación y el rol que tenemos en nuestras familias. Por este motivo a veces en esta época nos enfermamos antes o después, aparecen todo el tipo de dolores y malestares. Cada una del equipo de BH Barcelona cuenta un poco de como le fueron las fiestas navideñas. En lo que cuentan se refleja los automáticos de nuestros personajes y las nuevas aprendizajes desde el ser esencial. El encuentro con las familias nos devuelve a nuestro escenario de infancia y el trabajo de la BH nos permite subir al Drone, para ver más ampliado. Cuando subimos al Drone, podemos tener una distancia emocional suficiente que nos permite ver las dinámicas familiares y los roles de cada uno y eso nos hace frenar nuestros automáticos y poder responder desde otro lugar. Todo es una practica y un entrenamiento, de subir y bajar del Drone, de la perspectiva más ampliada que nos da la BH y esto nos permite entrenar la tolerancia y la aceptación del otro. También nos ocurre con las amistades, entender desde donde está cada uno y respetarlo y no esperar que el otro cambie o esté en otro nivel de consciencia. Hablamos de como los niños más pequeños les cuesta transitar por todos estos ambientes festivos, casas de uno y de otro, regalos por aquí y regalos por allá y que muchas veces no va acompañado de palabras. De como a veces elegimos complacer a los adultos y a la familia en detrimento de los cuidados a nuestros hijos, de protegerlos cuando los exponemos a los besos, caricias, ritmos y ruidos ajenos. A veces, en las fiestas, sentimos la obligación de tener que ver a la familia, de tener que estar en reuniones familiares que no apetecen, de complacer a los demás sin tenernos en cuenta, ni a nuestros hijos. ¿Deberíamos o no hacerlo? Depende de que lugar de consciencia lo hagamos. Con el trabajo de BH vamos aprendiendo a no dar o prometer cosas que no podemos sostener, a respetarnos, a no esperar nada del otro y a ofrecer sin recibir. Luego observamos que cuando salimos de nuestro lugar habitual, se dan movimientos familiares correspondientes. Pero que a veces también hay que tener la valentía de saber protegernos y decir que no y no aceptar esos encuentros familiares muy tóxicos y dañinos. Hasta que aprendamos a estar en otro formato con nuestras familias. El problema es que pasamos todo el año sin comunicarnos verdaderamente con nuestra familia, luego llega a navidades y queremos que ese día sea bonito, como que mágicamente las navidades todo lo arregla. Y eso nunca va ocurrir, porque si pasamos todo el año con poca autenticidad y honestidad en nuestras relaciones, un año lleno de vivencias de desamor y decepción, ese día no será diferente. Cuesta mucho aprender a estar en nuestra familia desde otro lugar más maduro, cuesta mucho trabajo de terapia, mucha consciencia y obviamente ganas de hacerlo. Entonces navidades son fechas de prueba? Preferimos mirarlas como oportunidades de ver la familia d

    • 35 min
    Podcast 55 - caos

    Podcast 55 - caos

    Empezamos bromeando sobre la equivocación de Jordi con el apellido de Isabel y también haciendo juegos de palabras con el nombre del nieto de Magda, al que está cuidando estos días y por eso no puede estar en la radio. Ese mini caos nos lleva al tema del Podcast de hoy que va a ir sobre los escenarios de CAO que tal y como indica el nombre tiene que ver con desorden emocional. El escenario de caos, es de los más difíciles de detectar .Es el más dramático. Es complicado detectarlo porque el consultante que viene de ahí generalmente lo que hace es una distorsión de la realidad y por eso nos cuesta pillarlo. Vemos a lo largo de las sesiones incoherencias, cosas que no encajan y vienen de lo que él se inventa para salvarse. A Jordi le llama la atención que precisamente sea difícil de detectar cuando una cosa caótica es evidente y se pregunta por qué. Montse responde que, porque no estamos hablando de algo evidente, estamos hablando de la emoción de las personas. Y es muy difícil poder ver determinadas cosas. De hecho, Laura Gutman hasta hace poco tiempo los escenarios caóticos todavía no los tenía muy organizados, precisamente por lo caótico del tema Cuando veía un escenario y un personaje, que no concordaba una cosa con la otra se dio cuenta que allí pasaba algo. Y fue donde ella empezó a ordenar después de muchísimas biografías, de muchísima casuística. Laura publicó un libro, el penúltimo de los suyos, que se llama “Qué nos pasó cuando fuimos niños y qué hicimos con eso” y ¡es un tratado sobre la locura materna. Es un libro muy interesante para la gente que viene de desequilibrio materno, le ayuda a indaga Sofia comenta que utilizamos como imagen metafórica una habitación desordenada a veces utilizamos laberintos, cosas circulares, que no tienen estructura. Depende de lo que le encaje al consultante pregunta a Jordi qué vivencia un niño, qué siente en ese escenario con una mamá, que tiene un caos emocional o desequilibrio emocional. Jordi dice que se sentirá desorientado, no sabrá para donde tirar, estará perdido. Sofía comenta que el caos de escenario va a la par con mucha violencia activa, niveles de crueldad también altos, imprevisibles que no tienen lógica. Ya sea un día mamá te trae un zumo de naranja hecho por ella y te peina y a los 5 minutos tira el zumo al suelo y se acabó el desayuno, te tira del brazo y te lleva al cole, estos niveles de imprevisibilidad en los que nunca sé cuando mamá se va a desbordar o se va a enfadar, esto hace parte de este desorden. Muchos cambios de humor, nunca sé lo que le molesta de lo que hago yo. Jordi pregunta si esta es la imagen que tenemos que tener al hablar de Caos, esta arbitrariedad a la hora de actuar, de cambios en el comportamiento, esa falta de coherencia, contestamos que sí. Aparte de que lo que nombra mamá no corresponde a la realidad. El niño observa algo y no le cuadra. Como niño no entiendo que mamá me dice que algo es agradable y yo siento que es desagradable. Qué va a pasa entonces, que el niño va a creer a mamá, no va a dudar de ella que es de quien depende su supervivencia, va a dudar de lo que siente. Entonces ahí ya empieza la perdida de estos hilos internos, que me dicen lo que siento, lo que me va bien, lo que me va mal etc. Además de la imprevisibilidad está el sentido común. Por ejemplo, veo la casa hecha un desastre, pero mamá está perfecta, y ahí hay algo que no me encaja. Otra que cuando vienen amigos mama cocina y se gasta todo dinero y el resto de la semana no hay que comer. Este tipo de escenas de falta de sentido común nos meten en el caos emocional. Son ejemplos concretos de mamás que hoy te quiero hoy te aborrezco, te llevo al colegio peinada perfecta y el resto de la semana vas sin peinar, porque tienen estos bajones tan impresionantes de desequilibrio y esto es enloquecedor pa

    • 39 min

Top Podcasts In Science

Listeners Also Subscribed To